La ciudad perdida de Hampi, una joya oculta de la India

Sabíamos, obviamente por fotos, que Hampi era un lugar genial de la India. Pero ni nuestra imaginación ni el audaz ojo de los fotógrafos, llegaron a dimensionar lo que realmente vivimos. Las sensaciones fueron muchas, pero la que más sobresalió fue la impresión de estar en una ciudad de una era remota, caminando entre edificaciones milenarias, calles de tierra, animales por doquier y gente vendiendo en las callas.

Ornella en Hampi.

La llegada a Hampi y un largo viaje al pasado

Hampi, también conocida como Ciudad de la Victoria o Ciudad de los Templos, está situada en el centro del estado de Karnataka. Es un destino al que no se llega de paso por la simple razón que no está dentro de la ruta convencional de la India. Para llegar a Hampi hay que querer ir a Hampi y trazar los caminos necesarios para ello. Nosotros nos encontrábamos en Gokarna. Desde allí, luego de pasar unos hermosos días en la playa, tomamos un colectivo (de esas joyas que tiene la India que cuentan con literas para dormir) y tras casi un día de viaje, con trasbordo incluido, llegamos a la Ciudad de los Templos.

También te puede interesar

Qué Visitar Y Qué Comer En Mumbai

El costo del colectivo, en enero de 2019 era de 1300 rupias por persona. Saliendo desde Gokarna a Hampi. No incluía comida ni ningún servicio adicional.

A nuestra llegada, y con solo dar un vistazo general, ya comenzamos a dimensionar el hecho de que sea considerada como una joya de la India y entendimos al instante por qué fue declarada, en 1986, como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Una maravilla que obnubila, como mirar fijo el sol unos segundos, Hampi te deja la marca del esplendor. Pero en este caso no es residual, sino que se va con vos a casa.

Un poco de la historia de Hampi

Si bien la India es inmensa, tuvimos la suerte de visitar varios lugares, algunos icónicos, otros más periféricos. No nos gustan las aseveraciones rotundas porque cada viajero sacará sus propias conclusiones pero, en este caso, podemos decir que Hampi es tal vez una de las ciudades perdidas más fabulosas de este país.

Monos saltando en Hampi

Escoltada por el sinuoso río Tungabhadra esta ciudad, erigida durante el siglo XVI por el imperio Vijayanagar, fue la capital de tres generaciones de gobernantes hindúes que sentaron las bases de un enorme imperio.

En 1565 los sultanes de Decán, alertados por el crecimiento y el poder del imperio Vijayanaga, se aliaron y ocuparon por la fuerza la ciudad. Después de este hecho histórico, la urbe y su comunidad jamás pudieron levantarse. Así comenzó el período de decadencia que acabaría que una ciudad sitiada, pero con muchos de los templos principales aún en pie.

Cómo visitar las ruinas de la Ciudad de los Templos

En este caso hay varias recomendaciones para hacer. Se trata de una sitio que alberga más de 350 templos, enormes salas, piletas, puertas ceremoniales, salones columnados, monolitos, torres, estatuas y hasta un inmenso establo de elefantes. Por todo esto, la planificación es clave y también depende de los días que cada viajero quiera dedicarle a este destino. Nosotros recomendamos, al menos, dos días completos.

Las opciones más comunes para recorrer la ciudad son:

Alquilar una moto o un Tuk Tuk. Nosotros optamos por esta opción. Se puede recorrer una gran parte de la ciudad, el chofer de la moto oficia de guía y va brindando información sobre todos los sitios que se visitan en el recorrido. Es económico (800 rupias en enero de 2019) y muy cómodo.

Para visitar los templos debes tener en cuenta que las distancias son muy largas. Aquí tienes algunas recomendaciones para recorrer el área como quieras:

Moto en Hampi

Alquilar una moto o scooter. Esta opción cuesta uno 250 rupias por día con el combustible aparte, aproximadamente otras 25 o 50 rupias más. Se agotan muy rápido porque son económicas y muy solicitadas. En nuestro caso alquilamos una durante un día para recorrer todo lo que nos faltaba y para ir y volver del hostel.

Scooter alquilado

Alquilar una bicicleta. Cuesta entre 150 y 200 rupias por persona. Hay que tener en cuenta que en Hampi hace un intenso calor, hay bastante desnivel y mucho tránsito en puntos determinados.

Caminar. Una buena opción si se disponen de varios días para visitar a fondo la ciudad. Caminando siempre se descubren cosas nuevas y se aprecia mucho más el entorno, no obstante no es una buena alternativa si solo se dispone de un día.

Los templos principales de Hampi

Como dijimos en varias oportunidades, la ciudad de Hampi es enorme. Y lo que va a suceder, ni bien pisen esa tierra, es que van a querer conocer TODO. Lo cual es bastante difícil. La ciudad está conformada por: el Centro Sagrado, donde se localizan, entre otros, los templos de Vitthala, de Virupaksha, de Krisna y de Achyuta Raya, la estatua de Narasimha y mucho más. Y por el Centro Real, donde se encuentran el templo de Hazara Rama, el establo de los elefantes, los cuarteles, el estanque escalonado, el palacio de la reina, entre otros. Todos estos, podríamos decir, son los templos más populares y visitados de Hampi. Los imperdibles, digamos.

Templo en Hampi.

Para nosotros los más impactantes fueron: la estatua de una sola pieza de Lakhsmi (Diego tiene la foto de fondo de pantalla del celular y no la puede sacar), el templo Virupaksha con esa estructura fina, piramidal y ascendente; y el increíble Templo Vittala.

Aclaración: para entrar a este último hay que pagar, cuesta 600 rupias que, sin duda, lo valen. Este templo cuenta con unos pilares exteriores que producen música cuando se los golpea suavemente. Además, tiene una de las estructuras más impactantes: el Carro de Piedra, uno de los monumentos mejor conservados de este antiguo reino.

Carro de Piedra en Hampi.

Podríamos hacer un artículo, con fotos y reseñas, de cada uno de los templos que conocimos en Hampi, porque son realmente increíbles. De todos modos, creemos que, incluso habiéndole dedicado 3 días completos, no llegamos a conocer ni el 50 por ciento de las ruinas y templos de la ciudad.

Cómo llegar a Hampi

Esta ciudad está ubicada en el corazón de la India y bastante por fuera de las rutas convencionales. Lo que dificulta bastante todo. Además no cuenta con una estación de trenes propia ni con un aeropuerto. Pero el que quiere puede, así qué acá les dejamos las maneras de llegar a Hampi que encontramos:

Tren: Como dijimos Hampi no tiene estación propia, no obstante la ciudad de Hosapet sí y está muy cerca. Más precisamente a unos 45 minutos en bus o un poco menos si eligen un Tuk Tuk.

Bus en Hosapet.

Taxi: Los taxis pueden ser algo costosos pero, son una opción para acortar tiempos y si se lleva mucho equipaje.

Bus: Las unidades de la compañía Paulo Travels, ofrecen mucha comodidad y son de esos en los que se puede dormir en camas tipo literas. El precio varía y suele operar en la mayoría de las ciudades grandes o turísticas de la India.

Avión: Hosapete cuenta con un pequeño aeropuerto. Hay quienes eligen esta opción pero, claro está es de las más costosas. Además, para llegar a este aeropuerto hay que hacer escala en Bangalore.

También te puede interesar

8 Libros De Viajes Para Leer En Casa

Estas son las opciones para llegar a Hampi, pero cada una de ellas varía según el lugar donde te encuentres. Lo más recomendable y económico es ir acercándose hasta las inmediaciones de Hampi, estés en el norte o en el sur de la India, y enganchar un bus sleeper hasta Hosapet para luego abordar otro hasta Hampi.

Autor entrada: Ambos Mundos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.