Re-conociendo Bolivia: hotel Casa de Margarita

A lo largo de este viaje confirmamos que las segundas oportunidades son reales. Cuando íbamos para México nuestro paso por Bolivia fue fugaz, vacío y hasta algo superficial. Pero de vuelta a nuestro país llegamos a Cochabamba y allí pudimos adentrarnos más y conocer en profundidad a su gente, sus costumbres y sus formas de vivir. Gracias a Margarita tuvimos la oportunidad de sumergirnos en las costumbres de un lugar que, en un principio, sentíamos muy lejano.

Salimos en un bus desde La Paz al mediodía, y tras de una serie de inconvenientes en la ruta, llegamos, ya avanzada la noche, a Cochabamba luego de 12 horas de viaje. Estábamos muy cansados pero a penas entramos a la casa de Margarita nos relajamos gracias a la cálida bienvenida que nos brindó.

El lugar es increíble, una verdadera casa de familia con un ambiente tranquilo, acogedor y cómodo. Cada espacio tienen su significado y lo más destacable de todo es que están en el detalle. Todo  sitio tiene su atractivo, desde la biblioteca, a la sala de trabajo o el hermosos patio interno acariciado con una refrescante brisa.

También hay rincones de la casa que tienen una carga histórica, con matices y recuerdos. Fotos, adornos y cuadros que hacen aún más acogedor el ambiente. En el tercer piso hay una sala con juegos de mesa y un delicado ajedrez hecho en madera con figuras indígenas.

Las habitaciones son muy confortables tienen wifi, tv por cable, guardaropas y un bonito baño. Además cada una está identificada con un símbolo cargado de significado. Como dijimos anteriormente Margarita está en los detalles y los recibimientos a los huéspedes tienen una dulce sorpresa.

Uno de los aspectos más destacables de los servicios que se brindan es el desayuno. Hemos estado en varios hoteles a lo largo de nuestro viaje y este no es uno más. Cada alimento que sirve Margarita es fresco y producido en la región, frutas de estación, cereales, yogurt, queso y hasta el propio café es cosechado allí. El servicio es de lo más completo, natural y nutritivo. Una saludable inyección de energía para comenzar el día.

La atmósfera en general del hotel es familiar y satisface las necesidades de cualquier tipo de viajero que busque tranquilidad, calidez y la sensación de estar a gusto “como en casa”. Margarita es una excelente anfitriona, muy amable, inteligente y una persona con quién se puede compartir lindas charlas.

Hospedarse en este lugar es la mejor opción para disfrutar de Cochabamba. Una ciudad con muchas cosas para hacer y conocer, donde hay sitios pintorescos y donde la historia del país se manifiesta en cada rincón.

Si gustan pasar unos cómodos y cálidos días en Cochabamba y quedarse con Margarita pueden contactarse a través de las siguientes vías:

Booking: Casa de Margarita

Facebook: Hotel Boutique Casa de Margarita

Sitio web: Casa de Margarita

Teléfono: 78030309

Correo: micasa.lcmargarita@gmail.com

Dirección: Pasaje Juan José Quezada No. 449 entre la Ciclovia y Parque Fidel Anze.

Qué hacer hacer en Cochabamba

Esta ciudad es de esos destinos que no están turísticamente muy promocionados, razón por la cual, progresivamente se fue convirtiendo en un lugar de paso para los viajeros. Hemos estado en varios sitios con este mismo inconveniente. Hay mucho potencial pero, por distintas razones, aún no lo han puesto en evidencia.

El Cristo es uno de los lugares más emblemáticos de Cochabamba, según dicen los lugareños, es más alto que el de Río de Janeiro y ofrece una increíble vista panorámica de la ciudad. Para llegar a la cima del cerro donde está ubicado se puede utilizar el teleférico, ir caminando o en auto particular.

Otro de los atractivos que tiene Cochabamba es su centro histórico y su mercado La Cancha. La plaza 14 de Septiembre y sus alrededores son muy pintorescos. Además hay una enorme cantidad de iglesias, un jardín botánico, museos y centros culturales donde se puede disfrutar de muchas actividades.

También, uno de los aspectos que hacen de esta ciudad un destino obligado a visitar, son los numerosos parques nacionales que la rodean: el Toro Toro, el Carrasco y el Tunar. Tres destinos naturales con una belleza única.

Autor entrada: Ambos Mundos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *