Guía para viajar por Panamá

Cuando llegamos a Panamá ¡nos espantamos! Íbamos advertidos respecto a sus precios, y tal vez eso nos hizo mirar todo con un poco de desconfianza desde el principio. Sin embargo, después de estar unos cuantos días, empezamos a ver que, efectivamente, es caro… pero también es barato. ¿Puede un país tener precios altos y bajos a la vez? Si. Y sobre todo si ese país tiene un canal que da paso a la navegación interoceánica, permitiendo llegar productos de todo el mundo.

Si uno busca hospedaje o necesita transportarse, va a notar que los precios de Panamá son más elevados que los de la mayoría de los países de América del Sur. Si uno va al supermercado a abastecerse de alimentos, va a encontrarse con una variedad pocas veces vista, que le permite optar por cosas desconocidas pero baratas. Por ejemplo, unas riquísimas galletitas de avellanas traídas de la India, por menos de 40 centavos de dólar.

Ahora, yendo estrictamente a los lugares para recorrer, debemos anticiparles que no recorrimos el país en tanto detalle como los de Sudamérica. Estuvimos 40 días, de los cuales 12 los usamos estrictamente para trabajar (“estrictamente” porque estuvimos estacionados en un mismo lugar, pero con un plus… fue el lugar más lindo que visitamos en Panamá)

Esta fue nuestra ruta:

  1. Ciudad de Panamá: Canal y administración del Canal de Panamá. Museo de la biodiversidad. Casco Viejo. Cinta Costera. Panamá: la ciudad que conecta al mundo
  2. Isla Mamey: Isla Mamey, la belleza de lo desconocido
  3. Valle de Antón: India Dormida.
  4. David: paramos para hacer noche y seguir viaje
  5. Boquete: Parque Nacional Volcán Barú. Valle Escondido. Cañón de Gualaca. Aguas termales de Caldera. Parque Nacional La Amistad. Sitio arqueológico Barriles.
  6. Bocas del Toro: punta Draco, playa Estrella.
  7. Isla Carenero: playas
  8. Isla Bastimentos: playa Red Frog, playa Tortuga, playa Apolo

 

Frontera: A todo viajero que se está acercando a Panamá, le empiezan a llegar los comentarios respecto a la rigurosidad de las fronteras de este país. Y si, es uno de los países más estrictos. Desde Costa Rica, la cuestión es un poco más simple. Se puede hacer por tierra, y los requisitos son: pasaje de salida del país (excluyente) y, si les toca alguien difícil, 500 usd demostrables.

Lo más complejo es entrar al país desde Colombia por el famoso Tapón de Darién. Las opciones son dos: agua o aire. Esta frontera  tiene tantas particularidades, que le dedicamos un post especial. Indispensable visitarlo sin van a visitar al país:Consejos para superar la frontera más compleja: Panamá

Economía: como señalamos al principio, entrar a Panamá luego de haber recorrido Sudamérica, asusta un poco. Hay ítems caros, como hospedaje y transporte. Sin embargo, si uno empieza a recorrer, verá que las opciones de compra son infinitas: se puede conseguir de todo y por todos los precios. Incluso, si uno dispone de plata extra, es un buen país para invertir un poquito en tecnología, ropa y accesorios.

Comida: platos caribeños, basados fundamentalmente en frijoles, arroz y plátanos. El arroz con coco y el arroz con guandú son un must de este país. Como bebida, probar el exquisito chicheme.

Si uno tiene la posibilidad de cocinarse, se puede comer muy barato porque (a riesgo de ser repetitivos), en los super se encuentra variedad y precios para todos los gustos. Es por este motivo que nosotros ni una sola optamos por comer en la calle o en algún mercado.

Transporte: no es el país ideal para hacer dedo, pero tampoco es imposible. Esto se traduce en que la espera en la ruta es un poco más larga que en otros países pero, finalmente, uno siempre consigue llegar a destino gracias al aventón de alguna persona solidaria.

Los transportes económicos se caracterizan por ser malos. Pero siempre está la opción de pagar más y viajar en mejores condiciones.

Un particular medio de transporte dentro de la ciudad es el Diablo Rojo o chiva. Estos colectivos escolares de antaño pintados de mil colores, se caracterizan por ser mas baratos, ser conducidos muy bruscamente y llevar música a un volumen excesivo. Sin duda, viajar en un diablo rojo es una experiencia que todo visitante debe experimentar en Panamá.

Hospedaje: lo más barato que hemos llegado a conseguir en este país fue hospedarnos por 5 usd cada uno, en condiciones muy malas. Pero, por supuesto, si uno viaja holgado de dinero, puede encontrar fabulosos lugares por precios desde normales a desorbitantes.

En promedio, en Panamá se puede gastar unos 11 USD diarios, teniendo en cuenta solo hospedaje y comida, y conformándonos con lo más económico. Es un país que, si uno se la rebusca, se puede atravesar en modo mochilero, disfrutando muchos de sus espacios.

Estos son los datos que nos parecen útiles para compartir con quien este planeando su visita a Panamá. Cualquier consulta que nos quieran hacer o cualquier dato actualizado que tengan para aportar, no duden en escribirnos! Y si les resultó útil, nos ayudan mucho compartiéndola con sus conocidos o recomendándola a aquellos que estén por viajar a ¡Panamá!

Autor entrada: Ambos Mundos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *